Ideas y consejos de diseño y decoración

Registrarse | Iniciar sesión Foros Galerías Fotos Comunidad Inicio
Ideas y consejos de diseño y decoración 0 COMENTARIOS

5 averías frecuentes de las puertas automáticas y cómo solucionarlas

5 averías frecuentes de las puertas automáticas y cómo solucionarlas

Cada vez son más las personas que deciden cambiar la puerta de su garaje por una puerta de garaje automática. No solo son más prácticas, sino que evitan que tengamos que salir del coche cada vez que queramos abrir y cerrar la puerta.

Si todavía no has realizado el cambio, te recomiendo visitar Metalblinds donde podrás encontrar una amplia variedad de puertas automáticas entre las que elegir. A la hora de elegir entre una variedad u otra, no solo tenemos que fijarnos en el diseño, siempre debemos mirar las características para tener la certeza de que estamos haciendo una buena compra. Si optamos por una puerta y un motor de calidad podemos tener la certeza de que los problemas serán mucho menos comunes. Pero como todo en esta vida, no hay nada perfecto. Con el uso es normal que las averías tengan presencia.

El objetivo de este artículo es mostrarte las averías de las puertas automáticas más frecuentes y en consecuencia te vamos a mostrar algunos consejos para solucionarlas con facilidad. Así volverás a disfrutar de todos los beneficios que nos ofrece este tipo de puerta.

1- La puerta de garaje no se abre

Suele ser una de las averías más comunes. El problema puede venir dado porque el mando no funciona por falta de pilas o por pérdida de señal. En ocasiones el problema no viene dado de la puerta, sino del mando. Si tienes otro en casa, prueba a ver si funciona.

En otras ocasiones la avería puede venir dada por el dispositivo receptor. En ocasiones el problema no viene dado del dispositivo, sino que puede venir provocado por interferencias que rompen la comunicación entre mando y puerta. Acércate y prueba a ver si reacciona. Si el problema sigue, fíjate si la placa electrónica sigue encendida. Si todo está correcto, fíjate en los accesorios para descartar que alguno de ellos pueda estar provocando el problema. Si no das con el problema, entonces tendrás que llamar a un profesional para que examine todo el mecanismo y ponga fin al problema.

Si has comprobado que la placa está apagada, entonces tendrás que mirar si hay algún cable suelto o una mala conexión. Suelen ser los problemas más comunes, sobre todo si la puerta y el sistema de apertura tienen poco tiempo.

2- La puertas del garaje no se abre ni se cierra

Es otro de los problemas más comunes y suele venir dado por un fallo en el dispositivo receptor o en el mando a distancia. Aunque en ocasiones puede venir dado por un problema mecánico que hace que el desplazamiento no sea posible, a pesar de que el mecanismo ha recibido correctamente la orden.

Para evitar problemas, tienes que fijarte que no haya nada que impide la apertura de la puerta. Por supuesto, tienes que evitar forzar la puerta o el sistema podrá estropearse todavía más. Normalmente, este tipo de problema no suele aparecer si llevamos a cabo un mantenimiento adecuado y las guías o carriles están limpios.

Si no encuentras un problema a primera vista, entonces tendrás que desmontar el sistema para poder ver cuál es el problema. Si no tienes conocimientos del sistema, entonces puede ser una buena opción llamar al servicio técnico. Lo comento para evitar tocar cosas que están funcionando bien y que el problema sea creciente.

3- La puerta se abre, pero no cierra

Es un fallo que te llamará mucho la atención, pero es más común de lo que puede parecer en un primer momento. Este tipo de fallo suele venir dado por la fotocélula y sobre todo por los elementos de seguridad que se activan y no permiten el cierre correcto de la puerta.

Para tener la certeza de que el sistema funciona correctamente, siempre tenemos que fijarnos en que no haya nada que mande una señal de peligro y en consecuencia la puerta no se cierre. Luego tenemos que mirar si hay algún accesorio que está mandando la señal de peligro y probar si la puerta funciona bien sin ese accesorio. Si retiramos el sistema y vemos que la puerta vuelve a funcionar bien, entonces hemos dado con el problema. Solo tenemos que cambiar ese accesorio por uno nuevo y la puerta volverá a funcionar correctamente. Si ese es el problema, seguramente puedas realizar por ti mismo la reparación.

4- El motor suena, pero no activa la puerta

Es una avería que suele aparecer cuando la puerta lleva funcionando varios años. Suele ser más común en las puertas correderas, pero puede producirse en cualquier variedad de puerta.

En primer lugar, te recomiendo fijarte en el condensador porque suele ser el principal problema de este tipo de puertas. El condensador tiene una vida útil limitada. Cuando se deteriora pierde potencia y en consecuencia no permite que el motor funcione correctamente. La solución es sencilla, hay que cambiar el condensador para que el motor vuelva a funcionar correctamente. No es una tarea sencilla, por lo que seguramente tengas que llamar a un profesional.

Si el problema es que la puerta está muy dura, entonces tendrás que activar el sistema de apertura manual. Una vez activado deberás mirar que es lo que provoca esa dureza y poner solución al problema. Recuerda, hay que desactivar el modo automático o el motor podrá estropearse por un uso indebido.

5- La puerta hace ruidos raros

En ocasiones la puerta puede hacer ruidos extraños a la hora de abrir y cerrar. Normalmente esos problemas suelen surgir cuando la puerta automática no recibe un mantenimiento adecuado y los problemas comienzan a acumularse. En ocasiones el problema puede venir dado por una falta de engrasamiento.

Si notas que la puerta abre, hace ruido y además esa apertura se hace con pequeños golpes, entonces el problema seguro que es provocado por el engranaje. Intenta colocarlo y prueba de nuevo. Si lo encajas bien el ruido desaparecerá.

Esos suelen ser los problemas más comunes. En ocasiones las soluciones son muy sencillas, pero en otras hay que llamar al servicio técnico para que haga la reparación y así poder usar la puerta. Recuerda, un buen mantenimiento suele evitar la gran mayoría de problemas.

Categorías: Ideas y consejos,
Compártelo:
Tags:
Comentarios
Enviar
Registrarse | Iniciar sesión
Ideas para la decoración de interiores, baños, cocinas, dormitorios, salones y habitaciones de tu hogar.
Email o nick Contraseña Cerrar ×
Conectar
Olvidé mi contraseña  
Regístrate en I-Decoracion.com Cerrar ×
Nick/Usuario:
Email:
Contraseña:
Sexo:
Fecha de nacimiento:
  • Tu nick será tu nombre de usuario y no se permite cambiarlo una vez elegido uno.
  • Al registrarte en esta página, estás aceptando sus términos y condiciones de uso. Puedes leerlos aquí.
Regístrate
Si lo deseas, recuerda que también puedes iniciar sesión con tu cuenta de Facebook.
0.12