Ideas y consejos de diseño y decoración

Registrarse | Iniciar sesión Foros Galerías Fotos Comunidad Inicio
Ideas y consejos de diseño y decoración 0 COMENTARIOS

Cómo empapelar una pared paso a paso

Cómo empapelar una pared paso a paso

Empapelar las paredes de casa se está volviendo a poner de moda. Si quieres decorar tu vivienda con esta técnica, en este artículo te vamos a mostrar cómo empapelar una pared paso a paso. Si quieres conocer cómo hacerlo, te invito a seguir leyendo.

Antes de ponernos manos a la obra, tenemos que tener todas las herramientas y materiales que vamos a necesitar para empapelar la pared. Además, es muy importante elegir un papel adecuado a nuestros gustos, para evitar llevarnos decepciones. Si usas un papel oscuro o con mucho impacto visual, puede ser una buena opción empapelar una o dos paredes y dejar las otras con pintura. Así la estancia no será agobiante. Es más, la combinación de pintura con pared de papel se lleva mucho, por lo que puede ser una opción interesante.

Cuando tenemos todo decidido, lo primero que tenemos que hacer es medir la superficie que queremos empapelar. Cuando tengas las medidas, lo siguiente que debemos hacer es cortar el papel, sin olvidar que siempre hay que dejar un poco de sobrante por la parte superior y en la parte inferior, tal y como leemos en Papelesdelos70.com.

Cuando tengas el papel cortado, debes apoyarlo sobre una mesa y darle la vuelta. Es el momento de aplicar una base de cola. Dependiendo del tipo de pegamento que vayas a usar, tendrás que aplicarlo de una manera u otra. Un consejo, es mejor comenzar a aplicar el pegamento por el centro y luego aplicarlo en las esquinas.

Tras haber aplicado el pegamento en el papel correctamente, es el momento de presentarlo en la pared. Para dejarlo perfecto, es muy importante comenzar por la parte superior. Además, es recomendable dejar un poco de sobrante, el cual cortaremos más tarde para que el papel quede perfectamente pegado.

Cuando lo tengas presentado y pegado, es el momento de coger un cepillo e ir haciendo movimientos del centro hacia las esquinas. El objetivo de este movimiento es conseguir una fijación perfecta y sobre todo eliminar burbujas de aire que puedan hacer que el empapelado no quede bien. Si lo haces con calma y de dentro para fuera, verás como no te quedará ni una sola burbuja.

Tras colocar la primera pieza de papel, es el momento de colocar la segunda pieza. Este es un trabajo que se debe realizar sin prisas, debido a que debe ser realizado con la máxima precisión posible. En este momento, tendrás que casar las dos partes para que queden perfectas y a simple vista no parezca que son dos tiradas de papel diferentes. En este caso, no solo debes intentar que el papel quede alineado perfectamente, sino que deberás tener en cuenta el dibujo. De nada sirve alinearlo perfectamente, si el dibujo luego no sigue la misma tendencia. Tenlo en cuenta. No olvides tampoco que las juntas no se deben solapar en ningún momento, pero sí debes buscar que queden lo más juntas posible.

Así verás que la pared te habrá quedado empapelada perfectamente. Es un trabajo que no es fácil, por lo que te recomiendo hacerlo con paciencia hasta conseguir un buen resultado. Un consejo, si quieres que la unión quede todavía más profesional, puede ser una buena opción pasar un rodillo de plástico. Así las uniones quedan mucho mejor.

Una vez fijado el papel, es el momento de volver a pasar el cepillo para eliminar cualquier tipo de burbuja que haya podido quedar. Este movimiento inténtalo hacer para el lado en el cual todavía no tengas papel. Cuando hayas puesto la segunda tira de papel, será el momento de colocar las siguientes, hasta cubrir toda la pared.

Si tienes que recortar la parte de los enchufes, hazlo con cuidado para no romper el papel. No te olvides de cortar la luz si tienes que desmontar los enchufes. Lo importante es trabajar con seguridad.

Cuando tengas la pared o las paredes empapeladas y veas que han quedado muy bien, será el momento de cortar los trozos sobrantes de papel. Para realizar estos cortes, te recomiendo hacerlo con una cuchilla y una espátula. Es un trabajo que debe hacerse lentamente para evitar cortar de más y provocar que el papel se pueda fracturar. En primer lugar, te recomiendo cortar la parte superior y más tarde la parte inferior del rodapié. Si notas que algún trozo no ha quedad bien pegado, haz presión en esa zona. El rodillo de plástico te será de gran ayuda.

Ahora solo te queda alejarte de la pared y ver si realmente ha quedado bien. Una vez que te asegures que el trabajo es el adecuado, solo te queda disfrutar de la nueva decoración de la estancia. Recordando que las paredes empapeladas quedan muy bien en todas las estancias, siempre y cuando elijamos el papel correcto.

Categorías: Ideas y consejos,
Compártelo:
Comentarios
Enviar
Registrarse | Iniciar sesión
Ideas para la decoración de interiores, baños, cocinas, dormitorios, salones y habitaciones de tu hogar.
Email o nick Contraseña Cerrar ×
Conectar
Olvidé mi contraseña  
Regístrate en I-Decoracion.com Cerrar ×
Nick/Usuario:
Email:
Contraseña:
Sexo:
Fecha de nacimiento:
  • Tu nick será tu nombre de usuario y no se permite cambiarlo una vez elegido uno.
  • Al registrarte en esta página, estás aceptando sus términos y condiciones de uso. Puedes leerlos aquí.
Regístrate
Si lo deseas, recuerda que también puedes iniciar sesión con tu cuenta de Facebook.
0.05